sábado, 8 de mayo de 2010

Solo.


Es verdad. Siempre puedes dejar de pensar. Solo en la ciudad. Y todo lo demás. Es lo que hay. Han cerrado y ya sabes lo que te espera. Tú solo. Y punto.

5 comentarios:

Juan Luis G. dijo...

¡Prueba a silvar!

Necronomicón.net dijo...

Bailando, me paso el día bailando...

rakel dijo...

Yo sola???
Ojala...

Anele dijo...

Pues yo iria hacerte compañia pero me pilla un poco lejos...

;)

supersalvajuan dijo...

Estáis sembraos!!! Qué cracks!!!