lunes, 26 de mayo de 2008

El peligro de un lunes por la tarde. Y eso que no es invierno.

Canción del día, de Ben Lee, Catch My Disease. A lo mejor es muy moña. Cuando ves por la tele cualquier concierto del ricitos de oro te das cuenta que nunca iguala un concierto a una buena canción de estudio. Atmósferas incomparables. Pero da buen rollo la cancioncita de las narices, aunque sea moña. Muy moña.

A ver si en Murcia copian estas medidas. No sé si ya prohiben dar panfletos en las calles. Así empezó Lee Harvey Oswald, y luego pasó lo que pasó. O nos cuentan lo que pasó cómo quieren y le cargan la oreja. Del católico. Lo de las bicis también lo veo bien. Putos kamikaces a 2 ruedas. Visto en la Voz de Salamanca.

Pablo Molina en Libertad Digital escribe sobre don Alberto.

En Siemprebasket.blogspot.com nos cuenta la sequedad de los lagos en El Alamo.

Y hablando de moñas, el Limón, siempre con ginebra nunca sólo. O sí. Todavía no entiendo cómo censuraron las imágenes de JPII, viva el giro a la derecha, poniéndose las gafas de Bono. Vaya estupidez católica.

2 comentarios:

eme dijo...

Está bien la canción, sobre todo después de 3 horas con la defensa de PD dichosa,que todavía no he terminado ni creo que la termine hoy... A ver a qué hora me acuesto mañana, si es que me acuesto,claro.
Preeveo que me va a pasar lo mismo que con el dichoso informe. Que pesadilla!! Menos mal que hay canciones que cambian el humor, que me estaba empezando a salir humo de la cabeza.
:-)
Bss

porri dijo...

Tranqui, que a pèsar del manta ese de preparador (hoy no lo voy a mentar, que me da tirria), serás funcionaria. Ve pensando restaurante 5 tenedores para invitarnos a todos. esto es todo mentira. chaíto.